El posteo »amenazante» de Migliore para el vestuario de Boca

El ex arquero y reconocido hincha Xeneize publicó una historia con un mensaje fuerte para los jugadores del plantel.

En Boca se vive un clima tenso, con muchos rumores sobre supuestas peleas que fueron desmentidas, y en la cancha sin el mejor fútbol. El equipo tiene un objetivo claro para lo que resta del año: ganar la Copa Argentina para clasificar a la próxima Libertadores. En medio de todo esto, Pablo Migliore publicó un amenazante mensaje en su cuenta de Instagram.

Posteo Migliore Boca

Dame cinco minutos ese vestuario», dice arriba. Pero después agrega «En Santiago tenemos que ganar», haciendo alusión a la final ante Talleres y todo en colores azul y amarillo. Todo esto no es todo, las duras frases fueron acompañadas por una foto de un pasacalles que dice: «Jugadores: no le falten el respeto a la camiseta de Boca».

Esa imagen que utilizó el ex arquero es del 2014 cuando la hinchada le colgó ese mensaje al plantel en el predio Pedro Pompilio. El conjunto dirigido en aquel momento por Carlos Bianchi atravesaba un momento complicado, tras recibir dos golpes consecutivos al perder el Superclásico ante River, en la Bombonera, y al caer en la visita a Rosario Central, luego de comenzar ganando. Y a estas dos derrotas se le sumaban dos empates ante Argentinos y Quilmes.

Qué pasó con Cardona, Villa y Zambrano, otra vez apuntados en Boca

Aunque nadie lo expresó puertas afuera, en el Xeneize entienden que los tres futbolistas cometieron algún acto de indisciplina entre el mediodía y la noche del lunes, tiempo que pasó desde la última práctica hasta el arranque de la concentración de cara al choque con la Lepra.

Sospechan que en ese lapso comieron o bebieron algo que no debían y, de esa manera, se “intoxicaron”. Como fueron los únicos afectados de la nómina, el cuerpo médico descartó que el problema se haya generado con la alimentación en el hotel.

Asimismo, según los trascendidos, el plantel avaló la decisión de Sebastián Battaglia de no ponerlos de arranque como estaba previsto. Al margen del escándalo, los dos colombianos ingresaron unos minutos en el empate 0-0: el extremo saltó a la cancha antes del cuarto de hora del complemento por Exequiel Zeballos, mientras que el volante lo hizo a los 19 por Eduardo Salvio.