Cómo fue el reencuentro de Villa con sus compañeros en Boca

El extremo colombiano volvió a entrenarse con el Xeneize después de 38 días de ausencia, estuvo cerca de sus compatriotas en el vestuario y, antes de arrancar la práctica, pidió la palabra y explicó su alejamiento.

Luego de 38 días de ausencia, que incluyeron un viaje repentino a Colombia, fiestas, el deseo de marcharse a Europa y varios chispazos con el Consejo de Fútbol, Sebastián Villa se presentó este martes en el predio de Ezeiza y volvió a entrenarse en Boca junto a sus compañeros.

Cómo fue el reencuentro de Villa con sus compañeros en Boca

Cerca de las 7.30 de la mañana, el extremo colombiano, que cumplió con el aislamiento preventivo la semana pasada tras regresar de su país, llegó al Centro de Entrenamiento de Boca en su auto, de buen semblante y con la música a puro volumen.

Tanto en el vestuario como al momento de desayunar se lo vio muy cerca de sus compatriotas Frank Fabra, Edwin Cardona y Jorman Campuzano. Minutos después, cuando el entrenador Sebastián Battaglia convocó al plantel al campo de juego para que llevaran a cabo trabajos de activación, el atacante de 25 años pidió la palabra, reunió a sus compañeros y explicó los motivos de su portazo en el club.

Algunos lo tomaron como una disculpa por parte de Villa, que además remarcó estar completamente a disposición de este nuevo cuerpo técnico. Para otros, no obstante, su salida repercutió en los ánimos y sostienen que va a ser difícil que pueda volver a acoplarse al día a día del plantel azul y oro. Entienden que el delantero nacido en Bello haya querido marcharse de Boca y dar el gran salto a Europa, pero no avalan sus formas que hicieron explotar una nueva polémica en la institución de la Ribera.

Villa regresó a Boca: cómo sigue su situación

Ya con su retorno a primera hora de este martes, la intención desde Boca es «recuperar» al colombiano y para eso comenzará a realizar una breve pretemporada para ponerse a disposición de Sebastián Battaglia. Cabe resaltar que si bien Villa estuvo entrenándose de manera particular, hace más de un mes que no lo hace junto al plantel, por lo cual en el cuerpo técnico entienden que debe hacer un trabajo especial para ponerse a punto. 

En principio, esta «mini» pretemporada duraría dos semanas, aunque dependerá de la evolución que vaya mostrando Villa día a día. Lo cierto es que, una vez que esto se concrete, se sumará al grupo para comenzar a pelear por un puesto en la consideración de Battaglia, quien recién hoy lo tuvo por primera vez en el predio.

En el Xeneize, la idea es «recuperar» y revalorizar al colombiano, que en algún momento supo ser una pieza clave del equipo y, en palabras de Juan Román Riquelme, «el mejor jugador del fútbol argentino».