Liga Profesional | Estudiantes venció a un Boca que no levanta cabeza y juega cada vez peor | GOL

Con cabezazo preciso de Noguera, el Pincha venció 1-0 como local al Xeneize, que alcanzó los diez partidos sin triunfos e igualó una marca negativa histórica.

Estudiantes se aprovechó del mal momento de Boca, lo venció 1-0 en el Estadio UNO Jorge Luis Hirschi por la sexta fecha de la Liga Profesional de Fútbol y trepó a la zona de clasificación para la Copa Libertadores. El Xeneize, por su parte, igualó la histórica marca de diez partidos sin ganar, algo que le ocurrió por última vez en 1957.

Fue una etapa inicial a tono con las últimas presentaciones del conjunto de Miguel Ángel Russo: sin volumen de juego, con transiciones lentas e inofensivo y predecible a la hora de atacar al Pincha. Juan Ramírez, quien se movió por detrás de los delanteros y fue uno de los más activos, avisó con un débil zurdazo a los ocho minutos.

Al cuarto de hora, Cristian Pavón se asoció con Norberto Briasco, se escabulló en el área con la pelota al pie y remató cruzado muy cerca del poste derecho de Mariano Andújar. Fue la más clara de Boca y la última que tuvo en el primer tiempo. Estudiantes, por su parte, apenas contabilizó un disparo elevado de Fernando Zuqui tras un error en la salida de Diego González.

Con el objetivo de quebrar la paridad en el marcador, ambos equipos intentaron inyectarles peligro a sus ataques y cambiar la cara en un complemento tuvo varias chances y solo una emoción. Después de que Nahuel Estévez y Juan Sánchez Miño desperdiciaran dos intentos claros, Fabián Noguera saltó más alto que toda la defensa xeneize y colgó la pelota en el ángulo más lejano de Agustín Rossi para el 1-0 a los 31 minutos de la segunda mitad.

Luego de la conquista del defensor central, el partido levantó su nivel y Boca fue en busca de la igualdad, aunque volvió a tener más empuje que ideas claras. Briasco pudo haber firmado el empate a los 34 minutos, luego de quedar mano a mano tras un gran pase del juvenil Aaron Molinas, pero Andújar salió rápido y le ahogó el grito de gol. La última clara para el elenco azul y oro fue un cabezazo de Luis Vázquez que se durmió en el techo del arco.

Con esta alegría, Estudiantes alcanzó los 12 puntos, quedó tercero solo detrás de Independiente y Colón, y se metió en zona de clasificación para la Copa Libertadores. Por su parte, Boca sigue dilatando su mala racha, hace diez duelos que no gana (igualó la histórica marca negativa de 1957) y cada vez le cuesta más convertir. Por si fuera poco, quedó penúltimo en la tabla. Realidades opuestas en la misma noche platense.