Otro susto en la Euro: Mario Fernandes, de Rusia, debió ser hospitalizado tras una dura caída

El defensor cayó mal tras intentar cabecear un centro. Luego de caer, el jugador del CSKA de Moscú fue asistido, inmovilizado en el cuello y trasladado a un Hospital en San Petesburgo. Si bien se temía una lesión en la columba vertebral, la Selección rusa descartó esa posibilidad poco después del partido.

El defensor brasileño nacionalizado ruso Mario Fernandes, lateral derecho de la selección europea sufrió una dura caída que preocupó -y mucho- durante el duelo entre Rusia y Finlandia, en San Petesburgo. El jugador fue atendido en el campo de juego y fue ingresado al hospital de la ciudad con una lesión en la columna vertebral. El parte médico del elenco ruso arrojó que el jugador «no tiene ninguna lesión en la columna vertebral».

«El examen médico no ha revelado ninguna lesión en la columna vertebral», informó la selección en su canal de Telegram. Eso sí, el lateral del CSKA de Moscú seguirá bajo supervisión médica, pero viajará con el resto del equipo a Moscú para preparar el partido ante Dinamarca correspondiente a la tercera jornada del Grupo B.

El brasileño nacionalizado ruso cayó mal al rematar de cabeza un centro desde la izquierda, por lo que tuvo que ser trasladado en camilla antes de la media hora de partido. Al principio se sospechó que Fernandes podía haber sufrido una lesión en una de sus vértebras, razón por la que le tuvieron que poner un cuello ortopédico, para inmovilizarlo y trasladarlo.