Por una movida política, Jamaica se convierte en una potencia futbolística de Concacaf

El presidente de la federación confirmó que varios jugadores de la Premier League representarán al seleccionado rumbo a las clasificaciones de Catar. En el fondo, una lucha que lleva años.

La Federación de Jamaica de Fútbol, a través de su presidente, Michael Ricketts, anunció que nueve futbolistas de la Premier League representarán al seleccionado, de cara a las clasificaciones de Concacaf rumbo al Mundial de Catar 2022.

Se sumarán los jugadores que tienen raíces jamaiquinas, o bien los que nacieron allí pero que hicieron su formación en Gran Bretaña. La Selección de Jamaica disputa las Eliminatorias de Concacaf y durante las últimas clasificatorias se ha visto superada por Selecciones como México y Estados Unidos.

Es una noticia muy importante para la nación jamaiquina, ya que siempre padeció el éxodo de futbolistas a Inglaterra, donde finalmente fueron formados y nacionalizados. Entre esos jugadores se destacan Raheem Sterling y Alex Oxlade-Chamberlain, pertenecientes al Manchester City y Liverpool respectivamente.

Gracias a la intervención de la federación jamaiquina, y sumado al propio Gobierno que impulsó este pedido, finalmente se logró el cometido. Incluso este anuncio lo dio Ricketts en los medios de televisión.

El seleccionado se reforzó con futbolistas de primer nivel y gran actualidad. El más destacado es Michail Antonio, la figura del Wets Ham y uno de los goleadores de la Premier League. También se suma Mason Holgate, otro de experiencia en Everton. Los acompañan, Andre Gray, Kemar Roofe, Liam Moore, Nathan Redmond, Isaac Hayden, Demarai Gray e Ivan Toney.

Es una misión que se viene desarrollando hace mucho tiempo y que marcará un contrapeso en las Eliminatorias. Jamaica no participa desde el Mundial de Francia de 1998 y ahora podría dar un batacazo. En ese mundial compartió grupo con la Selección Argentina, que le ganó por 5 a 0 con un hat trick de Gabriel Batistuta y un doblete de Ariel ‘Burrito’ Ortega..

Después de esto, ¿podrá pasar lo mismo con otros países que sufrieron la misma lógica y que tienen buena cantidad de futbolistas para que los represente, como los casos de Surinam Guyana?