Se terminó la novela: Olaza no jugará más en Celta y volverá a Boca

El lateral izquierdo quedó a un partido de que el conjunto español le deba pagar al Xeneize los cuatro millones de euros de la obligación de compra. El uruguayo regresará después del 30 de junio.

Lucas Olaza finalmente no será utilizado por Celta para evitar que llegue a los 20 partidos en la temporada y así tener que ejecutar la obligación de compra de cuatro millones de euros. El jugador cuyo pase pertenece a Boca cumplió ayer su 19° encuentro.

La dirigencia del conjunto español no estaría en condiciones de hacer esa erogación de dinero y por eso tomaron la drástica decisión sobre el uruguayo. El préstamo acordado con el Xeneize finalizará el 30 de junio, por lo que el lateral izquierdo se quedará sin jugar durante los próximos cinco meses.

Si bien hubo alguna intención de negociar nuevas condiciones y hasta una rebaja en lo firmado, desde Boca fueron tajantes con respetar el vigente vínculo. El motivo es que el año pasado, cuando se acordó la prolongación de la cesión por otra temporada, había surgido el mismo inconveniente.

COUDET LAMENTÓ Y EXPLICÓ LA SITUACIÓN DE OLAZA

El director técnico de Celta se refirió a la situación del lateral izquierdo en la conferencia de prensa que brindó tras el empate frente a Eibar. Allí manifestó que no se trata de una situación deportiva, sino económica, y pidió tener una rápida definición sobre el tema para poder saber si lo tendrá en cuenta.

LOS NÚMEROS DE OLAZA EN BOCA

El defensor uruguayo disputó 11 encuentros con la camiseta xeneize (todos como titular y una sola vez fue al banco de suplentes sin ingresar): sin goles, el equipo ganó seis partidos, empató cuatro y cayó en el restante. Había llegado de Talleres a mediados de 2018 y a comienzos del año siguiente se fue a Celta.