La historia de Mariano, el jugador de Real Madrid con Coronavirus

La pintoresca vida del delantero con COVID-19. Sus orígenes y su gol en el clásico que atesora una marca histórica.

La noticia sacudió los estandartes de toda la Casa Blanca: Mariano Díaz, delantero de Real Madrid, dio positivo por coronavirus y, de esta manera, se convirtió en el primer jugador merengue en estar infectado. Sin embargo, más allá de la estridencia del suceso y que su nombre aparecerá en las tapas de los medios más importantes del mundo, poco se sabe de este jugador que supo ganarse un lugar en la consideración de Zinedine Zidane y hasta darse el lujo de gritar un gol en un derbi.

Hijo de una dominicana y un español, Díaz nació hace 26 años en la ciudad de Barcelona. Apasionado por el fútbol, arrancó de muy chico y en 2012 se unió a las categorías inferiores de Real Madrid. Así, durante cuatro años, a fuerza de trabajo y goles, fue escalando peldaños hasta abrazar la Primera División.

Su debut vestido de blanco fue en 2016, frente a Paris Saint Germain. Pero un gol en ocho juegos, sumado al poco rodaje en cancha, lo mudaría al Olympique de Lyon para ganar minutos y confianza. Y así fue: 18 tantos en 34 duelos para regresar renovado a la capital española.

Aunque tuvo el arduo desafío de llenar el insondable hueco que dejó Cristiano Ronaldo tras partir a Juventus de Italia e, incluso, usar su camiseta N°7. Una responsabilidad que atentó contra su juego y se materializó en el campo con solo tres goles en un puñado de fechas.

Pero las revanchas llegan y a Díaz le tocaron en el momento indicado. En pleno clásico ante Barcelona, el delantero ingresó a los 91 minutos y, 52 segundos después, sentenció 2-0 el derbi con su conquista. De esta manera, rompió un récord: marcó el gol más rápido de un suplente en toda la historia de ese choque, superando así la marca de Gonzalo Higuaín, quien lo había hecho en 58 segundos.

No todas son malas para Mariano Díaz, aún queda el pasado y todo lo que vendrá.